sábado, 24 de septiembre de 2011

BRIChS: Nuevas potencias emergentes tejen el mapa económico y forjan el poder político del futuro



De las entrañas de la propia crisis global, salieron dos nuevos procesos mundiales: primero el nuevo modelo de acumulación mundial del capitalismo, centrado básicamente en la explotación, saqueo y despojo de los recursos naturales – materias primas -, la ejecución de proyectos y mega-proyectos sobre servicios urbanos; y segundo se generó un “Cambio de Época”, nuevas políticas globales sustentadas en el Multilateralismo, políticas que abrieron nuevos espacios sociales y contexto políticos, poderes regionales descentralizados: China, India, Brasil, Rusia, Unión Europea y el propio Estados Unidos, representan hoy el Nuevo Mapa Político.

******
"Una" solución a la crisis global
Pablo Raúl Fernández Llerena.
Sociólogo. Politólogo.

"No estoy de acuerdo con tus ideas, pero defiendo tu sagrado derecho a expresarlas."


El nuevo mapa económico mundial.

Los economías emergentes - Economías BRIChS - Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica, en la coyuntura mundial actual, representan un buena y positiva alternativa, frente a las economías en crisis y bancarrota del mundo desarrollado. Hoy su producción tiene una poderosa presencia en los mercados del mundo,

 

su crecimiento económico camina junto a nuevas formas de desarrollo local-nacional, potenciando sus mercados internos, al ritmo como hoy aumenta su población, su lucha frontal contra la pobreza, la desigualdad económico-social, la lucha contra la corrupción, el lavado de dinero, el terrorismo, el crimen organizado, los paraísos fiscales. Su poder económico, en definitiva hoy juega un papel central en el nuevo proceso de “reordenamiento” del “Mapa Económico” del siglo XXI. Su inmenso poder económico, financiero y comercial hoy lo canalizan desde la Organización Mundial del Comercio – OMC -, poder que igualmente ha generado un Nuevo Mapa Geopolítico. La crisis se llevó consigo el FIN de la Unipolaridad mundial – El Estado Corporativo Mundial ingresó en una crisis acelerada e incontenible.

De las entrañas de la propia crisis global, salieron dos nuevos procesos mundiales: primero el nuevo modelo de acumulación mundial del capitalismo, centrado básicamente en la explotación, saqueo y despojo de los recursos naturales – materias primas -, la ejecución de proyectos y mega-proyectos sobre servicios urbanos; y segundo se generó un “Cambio de Época”, nuevas políticas globales sustentadas en el Multilateralismo, políticas que abrieron nuevos espacios sociales y contexto políticos, poderes regionales descentralizados: China, India, Brasil, Rusia, Unión Europea y el propio Estados Unidos, representan hoy el Nuevo Mapa Político.

Ante la crisis estructural del Estado Liberal Moderno, del Estado Corporativo Global, los BRIChS, constituyen una “buena” y calificada alternativa frente a las crisis mundiales, y todos ellos como miembros titulares del G-20, están presionando para forjar y construir globalmente una Nueva Arquitectura Financiera Mundial, así como una nueva Institucionalidad, diferente y superior a las hoy existentes, porque los desafíos, retos, compromisos y responsabilidades desde el Estado, reformado, modernizado – Hoy el Estado después de 30 años de neoliberalismo y fundamentalismo consumista, es parte de la solución – son muy importantes, decisivas y estratégicas.

El mundo capitalista, los países desarrollados, las democracias de alta intensidad, las democracias del Primer Mundo, del mundo civilizado, que históricamente nos vendieron e impusieron recetas, salvavidas y nuevas formas de explotación, dependencia y subdesarrollo hoy se debaten en la crisis, recesión y posible default más grande, dramática y salvaje de toda su historia – incluso más terrible y sanguinario que la crisis del año 29 del siglo XX – sí más salvaje y bárbara, porque ahora para salvar su tragedia no solamente es parte del “nuevo” avance mundial de las corporaciones y mega corporaciones de la explotación, pillaje y despojo de los recursos naturales de los países en desarrollo – tercer mundo – sino que ahora también usa y abusa a través de la OTAN, - el banco financiero, ladrón y saqueador de las potencias europeas en crisis, que hoy se apropió de toda la riqueza de Libia - la guerra, la invasión y la muerte de su población.

La OTAN, con mayor impunidad, hoy ejecuta el saqueo y el despojo de la riqueza de los países, como en la región del Magreb – Egipto, Túnez, Libia, Siria – igual responsabilidad tienen todos ellos en el llamado “Cuerno del África” – países como Somalia, Etiopía, Eritrea – hoy viven un infierno de pobreza, sequia permanente, expoliación y saqueo de sus recursos naturales - y cuántos países más invadirá con su poderío militar, bajo el “santo” y angelical argumento de implantar, - dicen llevar - la Democracia, – “ seguro, ya estará en su Agenda América latina, en especial los países de democracia participativa y contestataria, - el eje bolivariano o países del ALBA - dentro de los planes del imperio- para imponer las democracias “blancas”, digitadas y electorales, en sustitución de las Monarquías corruptas o dictaduras fosilizadas.

El Nuevo Liderazgo.

El mundo capitalista, después de la explosión de las burbujas: hipotecaria, automotriz, bancaria, financiera en el 2007 y 2008, no ha podido planear y construir una Política Pública de Estado de carácter sistémico, y menos generar y desarrollar una política central, principal, estratégica que saque del atolladero de la crisis, de su descomposición y crisis estructural “final”. Igualmente, durante el tiempo de la crisis, tampoco ha tenido la suficiente capacidad institucional para generar un nuevo tipo de Liderazgo o empresarial o político gubernamental con la finalidad de abordar corporativamente la problemática y complejidad de la crisis.

Muy simple, es sumamente difícil construir un nuevo tipo de Liderazgo más activo, dinámico, asertivo, con acciones performativas reconocidas, calificadas y altamente legitimadas, no es posible, al haber perdido, destruido y liquidado el más mínimo grado o nivel de confianza, producto básica y principalmente de su baja performance en sus políticas alternativas de carácter interno o nacional. Hoy en el mundo capitalista, la pérdida absoluta de la confianza, es evidente, transparente y generalizada, en el sistema financiero - Wall Street, Bolsas, Bancos, Aseguradoras, etc -, en el sistema Político – sistema democrático, partidos políticos, políticos, etc – así como en las Instituciones “nacionales“ – internas, gobierno, senado – o supra-nacionales – FMI, BM, BID, ONU, OEA.

La trama, ejecución y transformación del mapa económico y geopolítico en el mundo es resultado directo del fracaso de las políticas centrales de los Gobiernos, varios Gs, organismos financieros multinacionales y el propio proceso de consolidación de nuevas potencias emergentes, impulsaron desde el 2007 se creara una edición veraniega del Foro Económico Mundial (WEF, en sus siglas en inglés), el Encuentro Anual de los “New Champions”, destinado sobre todo a debatir el papel a desarrollar en la globalización por parte de estos países y sus empresas de rápido crecimiento. Producto de esta ineficiencia, ceguera e incapacidad de las clases dominantes, sus gremios y corporaciones – el mercado – y sus propios gobiernos de turno, desde entonces el planeta se ha visto sacudido por una fuerte crisis económica-financiera, que, tras algunos indicios de recuperación, en los últimos meses se ha vuelto a recrudecer y sigue causando estragos en un gran número de países y mercados. Una crisis que, entre otras cosas, ha puesto aún más de relevancia la importancia de estos países emergentes en el liderazgo del futuro de la economía mundial.

Los nuevos poderes políticos regionales.

Como nuevos poderes Regionales. El hecho es que el concepto ganó fuerza y el BRIChS está por convertirse en una cúpula de jefes de Estado con posibilidad de transformar la estructura de poder mundial." Expresan, que estamos viendo, es el ascenso de un grupo de actores que, en conjunto, tendrán un papel protagónico en diversos momentos, como lo hicieron en Londres, en la reunión del G-20". "Este grupo apunta a una transferencia de poder y de dinero de los viejos países desarrollados hacia las nuevas naciones emergentes". Los antiguos acuerdos internacionales establecidos por las grandes potencias, como el de Bretton Woods, que dio origen al FMI y Banco Mundial, en 1944, "están muertos", definitivamente han terminado.

Como hemos expresado, en ese contexto mundial evidentemente agotada políticamente la Unipolaridad, surgido después de la Caída del Muro de Berlín y fortalecido en tiempos históricos y políticos del Consenso de Washington, - hoy también en su fase final - ingresa en su fase final con la crisis sistémica del Poder Global Norteamericano hoy la Triple Crisis Global: Económica-financiera, Medio-ambiental y crisis de Confianza mundial - se está desmoronando el modelo corporativo global al igual que le modelo económico financiero-especulativo – o economía del casino o el capitalismo del desastre - y paralelamente se abren grandes puertas regionales mundiales, camino político hacia la Multipolaridad, escenario en el cual emerge, con fuerza, propia de economías en permanente crecimiento, emergentes, Poderes Regionales Descentralizados, como China, Rusia, Brasil, la Unión Europea, Sudáfrica, India, etc que hoy representan verdaderos centros de liderazgo regional-mundial, descentralizado y líderes con fuerte vocación de servicio y en general con políticas de Estado centrales frente a la crisis sistémica.

Por ejemplo, en el nuevo tejido del poder mundial, el papel de Brasil es crucial por tres motivos:

· su vínculo con EE. UU.;

· su condición de líder en América del Sur, una de las tres regiones emergentes; y

· su carácter de potencia agroalimentaria y energética en pleno despliegue del super-ciclo de los comodities.

“Global Asia”, la única publicación editada en español y chino mandarín dedicada a noticias sobre los países asiáticos e hispanohablantes y de las pocas empresas occidentales, que participan e informan activamente, incluye en su último número un reportaje sobre este encuentro celebrado en Dalian y que en su quinta edición girará en torno al lema “Mastering quality growth” (gestionar crecimiento de calidad). Serán más de 1.500 participantes provenientes de 80 países, entre ellos cientos de CEOs de socios y miembros del Foro junto a líderes de diversos ámbitos como el de los negocios, la política o el sector tecnológico y científico, que intentarán sacar conclusiones a preguntas en torno a tres ejes que, según los organizadores, están emergiendo como las nuevas realidades del siglo XXI: “complejidad, inter-conectividad y sostenibilidad”.

“Global Asia”, también ha hablado en exclusiva para la ocasión con el Director de Afiliación para Europa y América Latina del WEF, quien afirma tajante que “las economías emergentes son indispensables en las soluciones de la agenda global”. Entre otros aspectos, se comenta el rol de las economías emergentes desde la primera edición del Summer Davos: “Desde entonces han jugado un papel decisivo en la recuperación de la economía global y su importancia cada vez mayor en el campo de batalla global se refleja en el papel activo que desempeñan en entidades tales como el G-20”. El directivo del WEF asegura que “a grandes rasgos, son los motores de crecimiento de la economía global” y prosigue: “si buscas futuras áreas de crecimiento, las encontrarán en economías emergentes como las que integran BRIChS. Su relevancia ha crecido durante los últimos años y, hoy en día, han llegado a ser indispensables en los esfuerzos para desarrollar nuevas soluciones y enfoques sobre temas complejos de la agenda global”.

Su importancia se sustenta, en tanto los países emergentes son la fuente del 15% de las empresas transnacionales (ETN's), para el 2010 -segmento fundamental del sistema integrado transnacional de producción-, la dimensión productiva del capitalismo en su fase de globalización. Los países emergentes dejan de ser plataforma de exportación de productos industriales de baja tecnología, basados en una fuerza de trabajo abundante y barata, que se exporta al Primer Mundo (G-7), y se convierten en gigantescos mercados internos que se expanden por el aumento del número de consumidores; y a los que dirigen sus bienes de alta tecnología y servicios sofisticados los países avanzados. Goldman Sachs calcula que la clase media global de los países emergentes (con ingresos entre US$ 6.000 y US$ 30.000 anuales) crece 70/80 millones por año, dos tercios en Asia-Pacífico; y prevé que, en 2030, 2.000 millones de personas se habrán incorporado a esta clase media global.

Este nuevo mecanismo de acumulación que encabeza el BRIChS, implica que EE. UU. - y detrás de él, Europa y el resto del mundo avanzado- se vuelca a los servicios y a la alta tecnología. También cambia la estructura del comercio internacional, que se torna más liviano y menos centrado en la industria, que se traslada en masa a los emergentes, y sobre todo a Asia-Pacífico.

El BRIChS no es un bloque ni un sistema multilateral, sino una expresión de la tendencia de fondo de la economía mundial, transformado en la segunda instancia política transnacional de la globalización, después del G-20. "Todo consiste en advertir cuando lo sólido se transforma en líquido y lo líquido en sólido". Como nuevos poderes regionales, en el escenario mundial, se están transformando en la nueva estructura del Poder Mundial.

Arequipa, patrimonio cultural de la Humanidad.

*****

Dr. Pablo Raúl Fernández Llerena, ciudadano Mariateguista, crítico de la globalización neoliberal, el capitalismo salvaje - el capitalismo del desastre o la economía del casino - sugiere "otra" alternativa, para que el mundo desarrollado y capitalismo pueda salir de su propio infierno, salvajismo y barbarie.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada